miércoles, 26 de noviembre de 2008

Llámalo humor...


...y puestos a elegir a sabios que nos aburran, quedémonos mejor con estos dos verdaderos filósofos con los que conservar, al menos, las ganas de reir.