viernes, 12 de marzo de 2010

Enfriamiento global


Poder dejar los botellines de cerveza enfriándose en la terraza me ha parecido siempre un pintoresquismo bávaro y una ventaja relativa, pero es cierto que libera mucho espacio de la nevera.

¿Oís a alguien hablar estos días de "Calentamiento global"?
Pero no bajéis la guardia, que enseguida saldrá alguno sermoneándonos sobre "Enfriamiento planetario" y pretendiendo hacernos culpables también de ello precisamente a nosotros, consumidores de botellines balconeros y otras especies afines.

____________________________________________


Ha muerto Miguel Delibes en este día gélido y gris de cipreses sin sombra. El frío se hace aún más patente. Descanse en paz.

9 comentarios:

Jose Lorente dijo...

Dedico esta entrada con enorme cariño a nuestros amigos Angelika y Micheel, que vinieron de Munich a Barcelona en busca del clima mediterráneo.
Con ellos descubrimos el arte de enfriar las Franciskaner en el balcón y de bebérnoslas y disfrutarlas en inmejorable compañía.

Isabel Martínez dijo...

Como debe ser, siempre en buena compañía y si hay birras compartidas mejor que mejor.

Preguntas que si oímos a acusicas del destrozo planetario.
Pues últimamente a bastantes, por desgracia. Entre tanto terremoto seguido, tsunamis, ciclones de nombres imposibles, gigantescos bloques de hielo a la deriva y demás cabreos de nuestra madre Tierra, los apocalípticos abundan y te sermonean con el inminente fin del mundo. Ayer mismo un camarero me apuntó que ocurriría el 21 de diciembre de 2012.
Pues eso, ya estamos otra vez vueltas a la manivela, que si Nostradamus... ¿Por qué cada poco tiempo se está acabando el mundo?

En fin, pásame una de esas franciscanas de la tierra bávara. Es más sensato echar unos tragos que clamar por las calles como una vulgar actriz de película catastrofista americana. Por norma general, suelen ser peliculas muy malas.

Besicos a ambos y disfrutad del frío en vez de sufrirlo.

Estrella dijo...

Bueno, yo lo que enfrío en el balcón es la Coca-cola (que para eso soy abstemia) y la verdad es que ya me había percatado de lo agradable que es prescindir de la nevera en estas fechas... y los congelados no se derriten antes de llegar acasa!.
Me uno a las condolencias por la muerte de Delibes.

Thornton dijo...

Saludos a Angelika y Micheel. Por cierto ¿Qué es de tu amigo el pudoroso? Pienso en él alguna que otra vez. Creo que de alguna forma está presente en tus entradas. Dale un abrazo de mi parte y para no referirme a él como el pudoroso ¿podríamos saber su nombre?
La verdad es que tengo muchas dudas en estos asuntos de futuras tragedias. Como todo, lo hemos politizado. La derecha se ríe, la izquierda llora. Me quedo con vuestra compañía y con las cervezas.
Un abrazo.

Thornton dijo...

P.D. Imperdonable, no he comentado la muerte de Miguel Delibes.
Dos frases de "El hereje" que tengo subrayadas:

- El dinero es muy amable.
- Para que haya deseo carnal es
esencial la carne. Reflexión
ante una candidata a esposa
muy delgada.

Sigamos recordándolo y retrasemos su segunda muerte.
Otro abrazo.

cabopá dijo...

Hay por ahí gente que tiene "primo"
que sabe mucho de todo esto que planteas....
Por aquí ya sabes los quinticos los enfriamos en un cubo de metal,o "pozal" y que ricos están.
Muy buena foto lluviosa en el mar de Barcelona...
Besicos.

Ramon.Eastriver dijo...

Me gusta el frío no sólo porque me permite enfriar las cosas en el balcón sino porque mi propensión a la vida burguesa me hace apreciar la mesa camilla y el vaso de whisky (via burguesa con pretensiones... ni fino manzanilla ni aromes de Montserrat). (Añado: las Franciskaner en buena compañía me parecen una alternativa inmejorable)

Eso es un poco de ironía tierna para señalarme como preocupado con lo que estamos haciendo con el planeta. Un abrazo.

Jose Lorente dijo...

"¡Menos policía y más cerveza fría!". O lo que sea (aunque como una cervecita...), que lo importante es poder celebrar siempre entre amigos.

El nuestro pudoroso se llama Enric y compartió con Paloma y conmigo ese viaje estupendo a Munich en el 2001 a casa de Angelika y Micheel donde caían las Franciskaner una tras otra en el calor de la amistad.

"Lo mejor que tiene ser abstemio es que se remedia bebiendo". Este brillante aforismo, a diferencia del primero que seguro os sonaba ya, se me acaba de ocurrir ahora mismo al releer el comentario de Estrella, pero me parece tan bueno que no me extrañaría nada que alguna celebridad lo hubiera pronunciado ya anteriormente. Si no fuera así, confío en vuestro testimonio para dar fe de la autoría.

Después de tres años sin ir por allí, esta Semana Santa estaremos en Cartagena donde han de caer los quinticos, los reparos, los asiáticos y los belmontes, a la salud de todos vosotros, por supuesto.

Y después de esta apología de, llamémoslo, como Ramon, vida burguesa, por no llamarlo alcoholismo, para combatir el frío, me despido con un caluroso abrazo, ebrio de emoción, agradeciéndoos muy sinceramente los comentarios.

floramax dijo...

Parece que Estrella Damm va a lanzar una cerveza blanca al mercado espanyol. Estamos curiosos.